La agricultura biodinámica más allá de la ecológica

 en Agricultura

La agricultura biodinámica es un modelo capaz de resolver los grandes retos a los que el sector ha de enfrentarse en los próximos años: una lluvia cada día más escasa, suelos más degradados y una demanda de alimentos cada día de mayor calidad.

La principal diferencia entre las agriculturas ecológica y biodinámica es que la primera se esfuerza en incorporar a la tierra aquello que el agricultor cree que falta mientras que la biodinámica garantiza mucho más: “Crea las condiciones en el suelo y en la granja para que sea la naturaleza la que decida en cada momento y en cada lugar lo que es necesario“.

La agricultura biodinámica abarca todos los aspectos de la agricultura: ecológicos, económicos y sociales. Los informes realizados durante los primeros tiempos de este trabajo incluyen un amplio abanico de tópicos, manejo de estiércol, compostaje, uso de los preparados biodinámicos, medidas para organizar el paisaje, rotaciones de cultivos, uso de las leguminosas, abonos verdes, cultivos asociados e influencias de unas plantas sobre otras, acolchado, cuidado de la vida silvestre, forrajes producidos dentro de la finca, hierbas medicinales, y otros muchos temas relativos al cuidado sano y sostenible de plantas y animales.

Aspectos principales de la agricultura biodinámica

  1.  Técnicas sanas de agricultura, sin importar si son antiguas o nuevas.
  2.  Principios como diversificación, reciclado, exclusión de químicos, producción y distribución descentralizadas, etc, ideas compartidas por otros movimientos biológicos. Desde los años 20, los agricultores biodinámicos han desarrollado tales principios, y han introducido también útiles técnicas tradicionales.
  3.  Medidas y conceptos específicamente biodinámicas de acuerdo a la enseñanza espiritual de Steiner, que moldeó el método proporcionando un todo consistente. El uso de determinadas sustancias vegetales, animales y minerales expuestas a ritmos naturales específicos (preparados biodinámicos) , para armonizar los procesos vitales en el suelo, las plantas y los abonos. La atención a los ritmos cósmicos para los trabajos agrícolas. El uso de cenizas para el control de adventicias y plagas animales.

La Agricultura Biodinámica, es la agricultura que trabaja con las fuerzas vitales, reconoce los principios básicos que actúan en la Naturaleza, y los tiene presente para aportar el equilibrio y la curación. Es realmente una vía de conocimiento abierta, más que un conjunto de métodos y técnicas.

Para comprender la vida vegetal hemos de ampliar nuestra visión de una manera muy completa, porque ello afecta al crecimiento vegetal. No basta el estrecho campo de visión del microscopio. Los vegetales son seres totalmente abiertos y formados por las influencias que vienen desde las profundidades de la Tierra hasta de las alturas de los cielos. La luz del sol, la luna, los planetas y las estrellas alcanza a las plantas en ritmos regulares. Todos contribuyen a la vida, al crecimiento y a la forma del vegetal. Entendiendo el gesto y el efecto de cada ritmo particular, podemos elegir el momento para preparar la tierra, sembrar, cultivar y cosechar mejor los alimentos. El calendario biodinámico introduce en el conocimiento de este aspecto de la biodinámica.

La Agricultura Biodinámica es otro tipo de agricultura alternativa que es importante, porque como la Permacultura, la Agricultura Natural o, la más conocida, Agricultura Ecológica, intenta obtener alimentos mediante prácticas que aseguren la biodiversidad y la conservación del suelo y del resto de recursos naturales a largo plazo.

Entradas recientes

¿Qué andas buscando?